901 380 380

Cómo elegir el mejor aceite para mi motor

Si quieres que tu coche tenga menos probabilidades de sufrir una avería, lo mejor que puedes hacer es seguir escrupulosamente los periodos de mantenimiento que sugiere el fabricante. Una de las operaciones fundamentales, no tanto por su cuantía económica sino por su importancia, es la de sustituir el aceite del motor, que es el encargado de asegurar que todos los componentes móviles de la mecánica se desplacen con la mínima fricción posible y por lo tanto, es la base para el buen funcionamiento del propulsor. Ahora bien, cuando te toque hacer esta operación, te asaltarán dudas como cuál es el mejor aceite para mi motor o qué pasa si me confundo y pongo de otro tipo, que te resolvemos a continuación.

Es fundamental que sepas cuándo tienes que cambiar el aceite de tu motor, ya que además de realizar lo dicho con anterioridad, el lubricante también ayuda a disipar el calor generado por la combustión. Y eso sin contar con que también ayuda a mantener ‘limpio’ el motor, recogiendo todas aquellas impurezas que se producen como consecuencia del rozamiento. Además, también es recomendable revisar con cierta frecuencia tanto su nivel y el estado en el que se encuentra.

Si te preguntas cuál es el mejor aceite para mi motor, la respuesta es bien sencilla: el que recomienda el fabricante. Los aceites recomendados por las marcas no son fruto de la casualidad, son el resultado de infinidad de pruebas y ensayos realizados con el objetivo de garantizar una lubricación y un funcionamiento óptimo. ¿Dónde puedes encontrar el tipo exacto de aceite que necesita tu coche? Generalmente en el manual de instrucciones del vehículo y, en algunos casos, también puede estar impreso sobre el mismo tapón de llenado o en una pequeña pegatina ubicada en algún punto del vano motor.

Si entre revisión y revisión compruebas el nivel del aceite y verificas que está por debajo -o cerca- del mínimo, tendrás que rellenarlo. Es aquí cuando suelen producirse errores: al escoger el aceite para su motor, mucha gente se confunde y elige uno que no es el correcto, mezclándolo con el que ya estaba presente en el motor. Así que presta atención y compra solo el que recomienda la marca -si puede ser del mismo fabricante del que ya llevaba tu motor, mejor que mejor-. Cometer este error puede tener consecuencias fatales para la mecánica, ya que se alteran las propiedades químicas del aceite.

No votes yet

Añadir nuevo comentario

11239